Las obsesiones del Siglo XXI por las apps de hoy

Normalmente, cada que inicia el día, lo primero que hago al llegar a la oficina, es leer las novedades tecnológicas en cuanto a Social Media.

Sin embargo, aunque mis impresiones siempre son para bien, en esta ocasión lo que leí, me causo tanto ruido que necesitaba escribir sobre ello…

La noticia #1 fue: “Ahora whatsapp te dirá la hora exacta en la que tu mensaje fue leído”.

Si bien, esta función no es tan actual, ¿a qué grado de obsesión nos puede llevar?

 Sinceramente, lo admito, como mujer, puede ser tentador “saber” en que momento tu pareja te leyó. Pero poniendo ese mismo panorama a la inversa ¿realmente eres fan del control o de que te controlen?

 

Quizás la situación no sea tan extrema como la imagino, quizás sí… pero definitivamente me causa un poco de conflicto.

Pues soy más del tipo de persona que le gusta la libertad, la honestidad para no dar explicaciones y de disfrutar momentos solo para mí.

Entonces, este avance, me friquea e inclusive, me ha llevado a ocultar mis tiempos de conexión en la app.

Noticia #2: Si un fragmento de la conversación fue reenviado, LO SABRÁS.

Aceptémoslo, TODOS, en algún momento hemos reenviado mensajes o en su defecto, screenshots de nuestras pláticas. No importa la razón que fuera, pero de eso a NO tener la privacidad de compartir tus conversaciones con tu mejor amiga, crush, etc… ¡Esta heavy!

Foto_Blog_Lolina Rivas_Apps

Noticia #3: Videollamadas grupales

De los males, el menor jaja. Con esto me refiero que comparado a las dos funciones anteriores, este avance me parece genial. Me recordó como cuando en el teléfono de casa, podías unir en la llamada a tus amigos y ser 3 o 4 personas en un solo diálogo. Esta función permitirá unir en cuestión de tiempo y lugares a miles de personas. Algo que en su momento hicimos a través de Skype pero ahora de una manera más inmediata con whatsapp.

Sin embargo, a pesar de las aportaciones positivas de la tecnología, no podemos ignorar su influencia en la conducta humana y que en un panorama más real, ha conllevado al desarrollo de nuevos trastornos y obsesiones.

  • ¿Cuántas relaciones se han visto afectadas desde la llegada de las redes sociales y distintas apps?
  • ¿Para cuántas parejas, Tinder, ha terminado siendo el tercero en discordia?
  • ¿Cuántas discusiones han generado las dos palomitas azules de whatsapp?
  • ¿Cuánto tiempo dedicamos a stalkear a las personas en sus diferentes perfiles digitales?

Foto_Blog_Lolina Rivas_AppsNo podemos generalizar y decir que todos vivimos obsesionados con las apps, pero ¿te has cuestionado el tiempo que inviertes en ellas? Y desde otra perspectiva ¿cuánto invertimos en contenido que nos aporte y alimente positivamente nuestro espíritu?

¿Cuántas veces buscamos blogs o profesionales en el bienestar emocional?

Lamentablemente, estos problemas que acrecienta la tecnología, no tienen su raíz en la tecnología en sí. Sino en todas aquellas creencias limitadas que traemos con nosotros, todos aquellas inseguridades y prejuicios. Todo lo que NO nos atrevemos expresar y preferimos ocultar.

Estos profundos miedos, nos llevan a otro gran mal en la actualidad… El compromiso, el querer, el DAR antes que recibir…

Como leí en un texto por ahí:

“Está de moda alejarse de una persona cuando te encanta. La cual te puede aportar sensaciones nuevas y puede que sea incluso la persona que buscabas. Pero eres tan sumamente cobarde y egoísta, que no te quedas a averiguarlo. Esta de moda tener MIEDO a sentir… No sé, será que en pleno Siglo XXI con las millones de facilidades que hay para todo, el querer ASUSTA.”

Sinceramente, me sorprendo de la superficialidad de hoy en día en las relaciones, para poder apreciar lo bueno en alguien más. De esas relaciones vacías con promesas al aire. De la carencia genuina de preocuparse por los demás, del aportar, sin tener la promesa de algo a cambio.

Me sorprende la falta de consciencia o el valor insensato para acallar emociones y sentimientos. De actuar con frialdad y seguir de largo. Por que aunque puedo ser open mind, a mi parecer, eso jamás reemplazará lo real, cuando se ama con honestidad y decisión. Me temo, que aunque pueda comprender el mundo actual, seguiré siendo una romántica empedernida.

Este artículo esta protegido por la Ley Federal de Derechos de Autor, si copias información de este sitio en tu página web es necesario agregues una liga y me cites como fuente.

Fuente complementaria: Avances Whatsapp / Entrepreneur 

Foto Portada: Photo by Priscilla Du Preez on Unsplash

(81 Posts)

Soy Lolina Rivas, periodista mexicana y apasionada del marketing digital. Un alma tamaño petit y eterna soñadora. Enamorada de mi ciudad natal, San Francisco de Campeche, pero viajera de corazón.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *